Miércoles, 30 de septiembre de 2020 | Año XX | No: 7246 | CEO: Francisco J. Siller | Dirección General: Rocio Castellanos Rodríguez

 Fallecimientos: 77,163 ⬆︎  Contagios: 738,163 ⬆︎    Sospechosos:186,183 ⬆︎  Nuevos: 4,446 ⬆︎
Log in
eszh-CNenfrdeitjaptru

Raperos mantienen la tradición ambulante

México.- “Vamos a jugar un juego, yo les doy rimas y ustedes nos dan dinero”, dice siguiendo el beat Escarlata, un joven rapero de 18 años que canta saltando entre los puestos del tianguis. Él es una de las miles de personas que robustecen el sector de trabajo informal, que en México ocupa al 60% de la población, según la Encuesta de empleo del Instituto de Estadística.

Sicario mc (que en el rap significa “maestro de ceremonias”) participa también de esta escena. Es un estudiante que por las tardes, se dedica a pedirle una palabra a los transeúntes, que dicen cosas como “papa”, “caballero” o hasta “dark night” (un capítulo de la saga de Batman) para devolvérselas en forma de rima.

“La primera vez que fui al genere (a trabajar) en Bellas Artes, fue porque un amigo necesitaba dinero y me llevó. Nos salió muy bien, en el primer show nos dieron 50 pesos en tres minutos. Aunque hay veces no nos dan nada”, dijo Sicario mc.

“Rapear podemos, es parte de la libertad de expresión, pero no podemos pedir dinero. Los policías no nos dejan vivir del rap”, agregó el joven.
Desde grandes operativos hasta pequeños grupos de policías, todos sienten la legitimidad de correr e intimidar a estos cantantes, para luego extorsionarlos por dinero.

“En (el Palacio de) Bellas Artes o cualquiera de las plazas, si te agarran los policías, te piden dinero y se van. O de plano te mandan al ministerio público sin decir nada y hay que pagar una multa o estar un día encerrado”, explicó uno de los raperos.

“Es más complicado ser rapero que vendedor porque tenemos la bocina y hacemos ruido”, dijo Escarlata. “Nosotros no podemos terminar como si nada, tenemos un show de dos o tres minutos, durante los que uno tiene que cuidar que no venga nadie, mientras el otro sigue con el show”.

 Trabajo informal

Más de 30 millones de mexicanos sobreviven cotidianamente del empleo informal. Según el Inegi (Instituto de Estadística), representan el 59.6% de los trabajadores del país. En la capital, son 1,299,492 personas.
El “genere” como le llaman estos raperos al sustento que consiguen de sus rimas, es la base económica de muchos hogares. Aunque las opciones de dónde “generar” son limitadas.

 Según explicó Escarlata: “En Tlalpan, la línea de camiones morados te cobra por trabajar. Te dan tu playera con gafetes y tienes que dar una cooperación cada semana. Si no traes tu playera, no te dejan subir”.

Aunque en las plazas públicas se junte naturalmente la gente, el mejor escenario es el Metro de la Ciudad de México, aunque no para todos. Escarlata pasó encerrado primero de enero, tras ser detenido por cantar en el metro y ya “lo tachó de su lista”

 Mi vida rap

El Metro es, en cambio, el ámbito de Wason: “Buenas tardes mi gente, vengo a ganarme una moneda honradamente trayéndoles a sus oídos, unos temas de rap pandillero mexicano, 100% originales”, dice sobre la base que emiten sus bocinas, desde las que suenan los primeros acordes de su “rola” llamada “Mi Vida Rap”, retumbando en la oscuridad y el calor del sistema subterráneo de trenes eléctricos.
“Cholo”, le dicen sus colegas vagoneros, que venden de todo por diez pesos. Wason lleva ocho años cantando bajo la tierra, trabajo con el que mantiene a su familia: “Uno vive al día, si no trabajo, no hay comida para el día siguiente”, explicó.
Sus temas van desde las letras “bien locotas, otras más de la vida y el amor”, explicó. Él llegó a los vagones al quedarse sin trabajo, después que un amigo le sugiriera que usara su talento para el rap en el Metro, que sólo tendría que dar una cooperación semanal para hacerlo. Wason aceptó y desde entonces no ha salido de aquí. El problema, siempre, es la policía.

“Llegan los móviles y bajan en grupos. Se la saben porque se pone uno en cada puerta y pues, así ¡ni para dónde correrle! Te llevan al ministerio público y tienes que pagar 200 varos (pesos) o estar 8 horas en el Torito (cárcel temporal) a veces te roban y te quitan las cosas, pero mi bocina me costó mucho”, explicó Watson.

Para el “Cholo”, lo único que logran con perseguirlos en el metro es orillarlos a la delincuencia. “No sé qué les afecta, dicen que estamos haciendo mal, pero al final los que nos corretean también viven de nosotros. Ni modo que no les llegue una chuleta (dinero) de lo que todos los vagoneros pagamos”, apuntó el rapero.
Los tres consultados para este texto coincidieron en lo mismo: el rap se hace por convicción, dónde sea. Y también, que ellos se sienten parte de una tradición ambulante, que se renueva en cada generación que se ve condenada a sobrevivir en el reino de la precariedad laboral.

Modificado por última vez enLunes, 10 Junio 2019 12:40

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

Reportajes

Pulque y mezcal, bebidas para rendir culto a las raíces prehispánicas

Por Mariángel Calderón

México,.- Aproximadamente una década atrás, bebidas como el pulque y el mezcal se relacionaban con...

Mercado Hidalgo Tijuana muestra esencia mexicana a visitantes de EUA

Por Martha Alicia Reyes. Corresponsal

Tijuana.- La esencia mexicana, a través de la gastronomía, el arte y la cultura, es...

Peña Nieto, cada vez más cerca del caso Odebrecht

Por Gabriela Soto

México.- Enrique Peña Nieto viste un traje negro impecable. Mueve el brazo para saludar a...

Las prisiones mexicanas y la Santa Muerte

Por Ashlei Espinoza Rodríguez

México.- En las cárceles mexicanas una imagen resalta entre la penumbra. Su figura, plasmada en...

Pirotecnia de Tultepec crea obras artesanales efímeras hechas de fuego

Por Gerardo Avendaño

Tultepec, Méx.- El conocimiento de física y química de los artesanos pirotécnicos de Tultepec, combinado...

La triste historia de “El Black”

Por Agustín Lozano y Javier Lira

México.- La cofradía en un picadero, puede llegar a ser tan leal como letal. Los...

Cuando el silencio tomó las calles de la Ciudad de México

Por Yaremi Escobar

México.- En una ciudad que no duerme, donde la prisa, las marchas y el ruido estrujante...

CUETLAXÓCHITL, el color de la Navidad

Por Yaremi Escobar/Fotografía: Gerardo Luna

Desde hace 20 años, Samuel Barrera Nieto, originario de San Luis Tlaxialtemalco, Xochimilco, se dedica...

Sequía en Cuatro Ciénegas por mala administración

Por Flor Goche

Cuatro Ciénegas, Coah.- Organizaciones ambientales e integrantes de la comunidad científica han alertado sobre el...

Templo Mayor, el proyecto más importante de mi vida, destaca Eduardo Matos

Por Juan Carlos Castellanos C.

* A sus 77 años y más de medio siglo en la arqueología, mira hacia...

Tía Trini comparte remedios, secretos y su pasión por las abejas

Por Lucia Lizárraga. Corresponsal

Tlaquepaque.- La Tía Trini ahora es una marca, pero hace 40 años era quien proveía...

"Guerra" al narcotráfico detonó desaparición de migrantes: Sánchez Soler

Por Héctor Álvarez Fernández.

  * Activista discrepa de las políticas del gobierno actual hacía el sector México.- La desaparición de...

CJNG desplaza al Cártel de Sinaloa

Por Mesa de Redacción

  México.- Con presencia en 22 de las 32 entidades federativas, el Cártel Jalisco Nueva Generación...

¿Salario mínimo?, ¿qué es eso..? Lucha por sobrevivir en la Ciudad de México

Por María del Refugio Gutiérrez

México.- De su monedero desgastado por el uso, doña Gloria saca unas monedas para pagar...

El alto que alimenta en plena pandemia

Por Javier Lira

México.- Los limpiaparabrisas sobre las calles de Bucareli y Chapultepec aguardan el semáforo en rojo;...

Reseña de una excursión a Xichú, Guanajuato

Por Enrique Carranza

México.- Recorrer los 334 kilómetros que median entre el Valle de México y Xichú (Estado...

Centro de las Artes Indígenas preserva y difunde riqueza de El Tajín

Por Rocio G. Guzmán Mejía

Papantla, Ver..- A 20 años de su nacimiento, el Festival Cumbre Tajín celebra poder cosechar...

Danza de los diablos, expresión afromexicana de siglos

Por Mesa de Redacción

México.- 'La danza de los diablos' es una expresión de siglos que crearon los pueblos...

El Ceibo: la frontera del retorno

Por Ernesto Alvarez

México.- Aunque el principal despliegue de la Guardia Nacional como cuerpo de fuerza para detener...

Huachicoleo, del alcohol adulterado al desfalco de Pemex

Por Roberto Noguez Noguez

México.- El robo de combustible o huachicoleo a Petróleos Mexicanos (Pemex) se volvió en los...

La masacre de Allende, Coahuila, una herida abierta

Por Agustín Lozano

México.- La masacre de Allende, Coahuila, continúa en el misterio, porque hasta hoy se desconoce...

Migrantes y el camino por el "sueño americano"

Por Óscar Vallejo

Tijuana.- Miles de centroamericanos cada año dejan sus hogares y emprenden su viaje en busca...

Provocar la risa en el Metro, un oficio muy serio

Por Monica Delgado Torres

México.- Un poco afónica, producto de sus constantes actuaciones en las estaciones de la Línea...

Calaveritas de azúcar, una dulce tradición 

Por Jorge Carrasco / Yaremi Escobar

México.- México pasó de representar la conclusión de la vida mediante la exhibición de cráneos humanos...

“En cuarentena sin ingreso económico”: testimonios de Italia

Por Samuel Cortéz Hamdam

México.- El jueves 19 de marzo será recordado como un día negro en la historia...

A 50 años de la reforma del artículo 34 constitucional, la ciudadanía a los 18 …

Por Roberto Gutiérrez Alcal

México.- Poco más de tres meses después del brutal y sangriento aplastamiento del movimiento estudiantil...

INAH documenta cientos de artefactos arqueológicos hallados en Balamkú

Por Mesa de Redacción

* Es uno de los hallazgos más importantes para comprender la historia de Chichén Itzá México.-...

Puntos de vista...